Ricardo Martinelli

Ricardo Martinelli inicia su regreso a la política

Vocería de Martinelli confirmó que esta semana comienza el proceso de recolección de firmas de apoyo para su candidatura a la alcaldía capitalina. El equipo legal de Martinelli ha denunciado que el ‘proceso político’ que lleva la Corte en su contra busca inhabilitarlo como aspirante a cargo público.

Esta semana se iniciará la recolección de las cerca de 8,000 firmas necesarias   para oficializar la candidatura a la Alcaldía de Panamá del expresidente Ricardo Martinelli.

Luego de que la actual junta directiva de Cambio Democrático (CD) decidió reservar la postulación a la alcaldía capitalina para posibles alianzas políticas, Ricardo Martinelli anunció que correría por libre postulación, teniendo como compañero de fórmula al veterano diputado Sergio “Chello” Gálvez.

De hecho, el vocero de Ricardo  Martinelli, Luis Eduardo Camacho, confirmó a Panamá América que el proceso de recolección de firmas empezará en el circuito 8-7.

El cual incluye los sectores de Ancón, Bella Vista, Betania, Calidonia, Pueblo Nuevo, San Felipe, Santa Ana, Curundú, y El Chorrillo, donde “Chello” Gálvez ha sido diputado por 20 años (y por 30 como representante del corregimiento de El Chorrillo).

“Con el apoyo del diputado Sergio ‘Chello’ Gálvez, estimamos que las 8,000 firmas las podemos conseguir en 15 días”, vaticinó Luis Eduardo Camacho.

La decisión de Ricardo Martinelli de elegir a Sergio Gálvez como su compañero de nómina a la Alcaldía de Panamá se fundamenta en su experiencia en procesos electorales, en la fidelidad que le ha demostrado y en su carisma político, que según Luis Eduardo Camacho, trasciende al circuito y al corregimiento que lo vio nacer, El Chorrillo.

Sergio “Chello” Gálvez se comprometió a conseguir 10 mil firmas para esta candidatura.

Diputado

En paralelo, el expresidente Ricardo Martinelli ha confirmado su decisión de correr también para el cargo de diputado por el circuito 8-8, una aspiración que sí cumplirá dentro del partido Cambio Democrático.

Es decir, someterá su nombre este 30 de septiembre, día de las primarias de CD, en busca del respaldo de los inscritos de este colectivo en San Francisco, Parque Lefevre, Río Abajo, Juan Díaz y Don Bosco.

“Juntos, los miembros de Cambio Democrático que residen en estos sectores vamos a marcar la casilla número 11 y llevemos a Ricardo Martinelli a la Asamblea”, invita en redes sociales Mayín Correa, quien será la compañera de nómina.

La veterana política en su momento fue legisladora, además de alcaldesa de la capital y gobernadora de la provincia de Panamá.

No obstante, el vocero del expresidente agrega que, más allá de su comprobada trayectoria de servicio público,Ricardo Martinelli escogió a Mayín Correa  como suplente a la diputación por la fidelidad y el respaldo que ella le ha dispensado durante el proceso investigativo y de privación de libertad que atraviesa.

Trabas políticas

Para Luis Eduardo Camacho, el proceso legal que enfrenta el expresidente Ricardo Martinelli, por supuestas escuchas telefónicas, no es de reciente data, sino que se inició en el año 2014, cuando Juan Carlos Varela accedió al poder.

“Y desde entonces ha tenido el mismo propósito que conserva hasta ahora:  ser un proceso que termine con una condena jurídica que a la postre impida a Ricardo Martinelli ejercer cargos públicos”, opina Luis Eduardo Camacho.

El abogado Alejandro Pérez agrega que a esto se le sumaría una especie de “tortura psicológica” producto del encierro y “aislamiento” que actualmente se le aplica “violando sus derechos” en el centro penal de El Renacer.

Los adversarios políticos de Ricardo Martinelli han cuestionado sendas postulaciones del expresidente, al inicio  haciendo énfasis en supuestas limitantes para ser alcalde, producto de su privación de libertad.

Y más recientemente, alegando que no se encuentra en el circuito al que aspira a ser diputado.

No obstante, a la fecha, el Tribunal Electoral mantiene en firme sus precandidaturas.

El abogado Roniel Ortiz recuerda que hay todo tipo de presiones, originadas desde el aparato estatal, para evitar que se le conceda a Ricardo Martinelli el derecho que tiene a una fianza de excarcelación, presiones orientadas también a acelerar un proceso político que lo condene y evite su elección a  cargos.

De ser así, el tiempo corre en contra de los adversarios de Ricardo Martinelli porque el 4 de enero de 2019 adquiriría formalmente la condición de candidato.

“Y si apuran el mamotreto legal, las irregularidades se harán más evidentes”, advierte Luis Eduardo Camacho.

Deja un comentario